Rosa Alvarao

INGREDIENTES:
- Agua, de preferencia de vertiente
- Hojas y cocos (piñas) de eucalipto
- Estufa, ojalá a leña
- Recipiente metálico

PREPARACIÓN:
Se echan las hojas y cocos de eucalipto al recipiente metálico, y se agrega agua hervida. Luego se pone el recipiente encima de la estufa, y se deja hervir y que suelte vapor permanentemente; se debe ir agregando agua para que no se seque. Se debe tener precaución si hay niños en la casa, para evitar quemaduras. El vapor emanado de las semillas y las hojas de eucalipto despeja los bronquios. 

0 comentarios: